martes, 13 de enero de 2009

LÁGRIMAS, Por Fernando Sabido Sánchez





LÁGRIMAS


Una mujer desconocida
me arroja algo similar a piedras
y se oculta detrás del corazón

El suelo está húmedo cuando me arrodillo
Pero no la temo






5 comentarios:

roxana dijo...

QUE MUSICA!!!! HERMOSA!!!! GRACIAS!!!UN POCO DE BUEN ARTE LLEGA A LUGARES QUE NO SE LLEGAN DE ORA MANERA!
GRACIAS POR HACERTE SEGUIDOR DE MI BLOG!. Un saludo
roxana

Ana Gabriela dijo...

Que gusto conocerte , leer tus poemas , me encanatron , gracias por tu visita a mi beso crepuscular .
Un abrazo

the Kid A dijo...

Que grato encontrar sus letras :)...
no hay que temer, las piedras versadas duelen mas pero podemos relanzarlas je...
un gusto pasar :)... saludos

Alicia María Abatilli dijo...

No temerle a lo desconido por más que el suelo esté sembrado de lágrimas o piedras, eso es de valientes.
Intuyo que lo eres.
Un abrazo.
Alicia

Marian Raméntol Serratosa dijo...

No temer las humedades es un buen comienzo para adentrarse en los mundos que no nos pertenecen..

Gracias por tu visita a mi blog.

Saludos
MArian