martes, 1 de abril de 2008

INSUMISOS






La multitud se asoma a la memoria
sintiéndose apremiada por el tiempo
y periódicamente hace balance
de las botellas vacías de cerveza

ajena a la mediocridad
la ilegalidad convoca en las entrañas de la noche
a presuntos delincuentes
investidos de una dignidad no impuesta
que en clandestinidad comparten
la fruta prohibida de su libertad
sorteando el espíritu alienante de las leyes



© Fernando Sabido Sánchez